El sistema educativo público español es malo y caro


Seamos serios con la educación de nuestros hijos y pongamos los datos encima de la mesa. En la Red podemos encontrar numerosos informes sobre este tema.

Por ejemplo la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico) presenta todos los años una extensa recopilación de estadísticas e indicadores del sistema educativo de los 34 Estados Miembros de esta Organización que agrupa a los países más desarrollados del mundo, además de otros 8 países que forman parte del G20. La publicación, denominada Education at a Glance. OECD Indicators (Panorama de la Educación. Indicadores de la OCDE) permite analizar la evolución de los diferentes sistemas educativos, su financiación y el impacto de la formación en el mercado de trabajo y en la economía.

Otro informe de referencia es el Informe del Programa Internacional para la Evaluación de Estudiantes o Informe PISA por sus siglas en inglés (Program for International Student Assessment). Se basa en el análisis del rendimiento de estudiantes a partir de unos exámenes mundiales que se realizan cada tres años. Este informe es llevado a cabo por la OCDE, que se encarga de la realización de pruebas estandarizadas a estudiantes de 15 años. Participan alrededor de 60 países, y en cada país son examinados entre 4.500 y 10.000 estudiantes. El próximo informe se publicará en diciembre de 2013 y se referirá a los resultados de 2012.

PISA trata de valorar hasta qué punto los alumnos son capaces de usar los conocimientos y destrezas que han aprendido y practicado en la escuela cuando se ven ante situaciones en los que esos conocimientos pueden resultar relevantes. Las competencias que valora PISA se centran en tres dominios principales: lectura, matemáticas y ciencias. De todos los países de la OCDE, España ocupa en las 3 competencias analizadas, los puestos 25, 27 y 28. Está en la cola.


El sistema educativo español es malo y caro. 

España es uno de los países que mas gasta en educación y que peores resultados obtiene. En los ranking internacionales de mejores universidades del mundo no aparece ninguna española entre las 200 primeras. En cambio hay 3 escuelas de negocios españolas entre las 20 mejores (el Instituto de Empresa es la nº 12, IESE la 14 y ESADE la 19).

Los citados informes demuestran que de los 33 países de la OCDE, España es el 7º que mas gasta en educación, sin embargo nuestros alumnos ocupan el puesto 27 de 34 posibles en la OCDE. 

Es decir la inversión es adecuada y notoria,  si la calidad de la enseñanza fuese proporcional al dinero invertido España ocuparía el puesto 7º de 34 y no el 27.

Los pobres resultados de nuestro sistema educativo habrá que buscarlos en otros aspectos y no en el dinero. 

El desempeño de los profesores

  • Los profesores de la ESO pública españoles tienen menos horas totales de trabajo al año (1.425) que la media de la OCDE (1.660) y menos días de clase (176 por 185 de la OCDE). Además aquí se cuentan como horas de trabajo los recreos y en otros países no es así, es decir las horas de trabajo aun son menos de 1.425.
  • En España hay menos alumnos por profesor en la ESO que la media de la OCDE.
  • Los profesores perciben un salario mayor, 46.231€ por 37.164€ que es la media de la OCDE.
  • España es el 5º que mas paga a los profesores de enseñanza pública al contratarlos.

En definitiva: Los profesores de la ESO pública españoles tienen un 15% menos de horas anuales de trabajo, un 25% más de salario y un 37% menos de alumnos por profesor que la media de la OCDE.

Mi conclusión

En España lo público se gestiona mal y con criterios muy alejados de la eficiencia y la calidad. El funcionario es una de las peores cosas que ha engendrado España. El 90% de los funcionarios hacen su trabajo no por convicción, sino por inercia, es una lacra para la sociedad. Hay muchos tipos de funcionarios, claro está,  y hay excelentes profesionales con vocación que acabarán seguramente quemados y fundidos por el ambiente toxico, por la clase politica que les gestiona etc.

Los funcionarios nunca critican el sistema, nunca se manifiestan, salvo en el caso de que les “toquen” su mensualidad. Entonces sí salen a la calle, sí que gritan, indignados.  Y encima salen en defensa de “lo publico”, no señores salen en defensa de sus sueldos, no nos confundamos.

El profesor que es funcionario, genera un profesor mediocre. No suele motivar a los alumnos ni tampoco se esfuerza por ello. No es genial, ni admirable, ni fascinante, ni maravilloso. Es mediocre y lo sabe, pero tampoco le importa. Mientras no le quiten su paga, no se quejará. El profesor-funcionario raras veces se supera a sí mismo, simplemente está ahí. Lo que ocurre es que el profesor-funcionario no se queda sólo en su mediocridad lleva a nuestros alumnos al puesto 27 de 34 posibles en la OCDE. 
Y que decir de los gestores de las universidades públicas que no son profesionales, sino cargos políticos. No son nombrados ni evaluados por órganos independientes de gobierno que puedan pedirles cuentas, sino que son elegidos por sus colegas. La institución de la cátedra asegura la esclerosis, anula cualquier intento por dinamizar la educación superior y promueve el anquilosamiento de todo el sistema educativo.

Os dejo con un vídeo sobre el informe PISA

Enlaces:

Informe OCDE 2012 (en inglés)
Resumen del Informe OCDE 2012 (en español)
Página web de PISA



3 comentarios: